Biografía de Ernst Barkmann

Wednesday, February 10, 2010

Ernst Barkmann (1919 - 2009) fue un sub-oficial de las Waffen-SS y uno de los grandes ases de tanques de la Segunda Guerra Mundial. Barkmann luchó y llegó a ser una figura célebre durante este conflicto bélico por sus hazañas como comandante de tanque. En toda su carrera como operador de tanque, logró alcanzar un marcador de 82 tanques enemigos destruidos, más 136 vehículos blindados de asalto de todo tipo.

Ernst Barkmann nació en el pueblo de Kisdorf, condado de Segeberg, Holstein, Alemania, el 25 de agosto de 1919. Su padre era agricultor. Luego de terminar la escuela primaria, Barkmann trabajó junto a su padre cultivando la tierra. El 1 de abril de 1936, se enlistó como voluntario en el regimiento de las Waffen-SS, el SS-Standarte Germania. Luego de un intenso entrenamiento militar fue destinado al 14º Ejército en Prusia del Este.

Al comenzar la Segunda Guerra Mundial, Barkmann participó de la invasión de Polonia en septiembre de 1939 como operador de ametralladora en un Panzer II en la 9ª Compañía, III Batallón. Luchó con bravura durante la campaña y fue herido. Fue ascendido al grado de Rottenführer (Cabo) y recibió la insignia especial. En mayo de 1940, participó con gallardía de la batalla de Francia. A finales de 1940 el Regimiento SS-Standarte Germania fue reorganizado y elevado a división: la División SS Germania, la cual incluía voluntarios europeos.

Ernst Bermann sirvió en esta división durante la Operación Barbarroja a partir de junio de 1941. Sin embargo en julio de ese año fue gravemente herido cerca de Dnipropetrovsk, en el frente ruso. Pasó cuatro meses convalesciente, recuperándose de sus heridas, recibiendo la Insignia de Plata de los Heridos.

Luego de pasar un período como instructor, Barkmann fue enviado nuevamente al frente ruso con destino en la División Panzer SS Das Reich, como artillero de un tanque Panzer III, Ausf J. En julio de 1943, luchó en la Batalla de Kursk, donde demostró sus dotes de artillero nato, destruyendo varios tanques enemigos. Luego, Barkmann participó como comandante de tanque de los feroces combates en el sector del río Mius y por su gallardía y coraje fue condecorado con la Cruz de Hierro 1ª Clase.

En febrero de 1944 su unidad, la Division Das Reich, fue enviada a Francia para un reequipamiento y reavastecimiento. Barkmann fue asignado a como comandante de un tanque Pantera, Panzer V, Nro 424. Participó en este blindado de la batalla de Normandía de junio a agosto de 1944, causando muchas bajas en las filas aliadas. En uno de sus tantos enfrentamientos se destaca el de la mañana del 27 de julio cuando se encontraba cerca del pueblo francés de Le Lorey. En tarea de exploración y reconocimiento, Barkmann se había alejado con su tanque Pantera del resto de su compañía cuando un pelotón de infantería alemana le informó sobre el avance de una columna de blindados estadounidenses. Barkmann posicionó su Pantera bajo una arboleda y a 950 m de distancia destruyó los dos primeros tanques Shermans y un camión de combustible. Luego esperó varios minutos para destruir otros dos Shermans que intentaron pasar por los flancos de los tanques destruidos.

Inmediatamente, los americanos pidieron ayuda a la aviación. Un P-51 averió al tanque Pantera 424 de Barkmann pero no lo destruyó. Durante el bombardeo de la aviación, Barkmann se percató que dos Shermans más se acercaban por su flanco izquierdo. Con dos certero disparo de su poderoso cañón KwK 36 de 88mm, los dos tanques americanos fueron convertidos en humeantes chatarras. Finalmente, mientras la tripulación del Pantera reparaba las averías, Barkmann pulverizó otro Shermann. De esta manera en un lapso de dos horas, Barkmann logró destruir un total 9 tanques Shermans, 1 camión de combustibles y varios vehículos blindados de asalto. Por esta acció Barkmann fue condecorado con la Cruz de Caballero de la Cruz de Hierro.

Entre diciembre de 1944 y enero de 1945, Barkmann participó de la batalla de las Ardenas. En Marzo de 1945, fue enviado al frente ruso nuevamente donde logró destruir 6 tanques T-34 con su Pantera. Para abril de ese año, se encontraba luchando en el sur de Viena. Su tanque fue averiado y puesto fuera de combate, sin embargo el y su tripulación sobrevivieron y marcharon a pie a la zona británica donde fueron hechos prisioneros de guerra.

En el período de la post-guerra, Barkmann fue a vivir a su pueblo natal de Kisdorf, Alemania. Trabajó en el departamento de bomberos y luego fue nombrado jefe de bomberos. En los años de 1980, Ernst Barkmann fue elegido alcalde. Murió en Kisdorf en el año 2009.