Invasión aliada a Italia

Friday, March 19, 2010

La invasión aliada a Italia fue el desembarco de tropas aliadas en la península Itálica y tuvo lugar el 3 de septiembre de 1943, durante la Segunda Guerra Mundial. La invasión a Italia fue llevada a cabo por el 15º Grupo de Ejércitos, bajo el mando del Gral Harold Alexander. A su vez, el 15º Grupo de Ejércitos estaba compuesto por 5º Ejército de los EEUU, comandado por el Gral Mark Clark, y el 8º Ejército Británico, cuyo comandante era el célebre Bernard Montgomery, el héroe de El Alamein. La defensa de Italia estaba a cargo del 10º Ejército Alemán, comandado por Albert Kesselring y Heinrich von Vietinghoff.

Antecedentes de la invasión a Italia

Luego del triunfo del ejército aliado, bajo el mando de Montgomery, sobre las fuerzas ítalo-alemanas en el norte de Africa entre octubre-noviembre de 1942, existía la posibilidad de abrir un nuevo frente de guerra en el sur de Europa, invadiendo Italia. Winston Churchill era el impulsor de esta idea y llamaba al sur de Europa la "panza blanda del cocodrilo" (después el Gral Clark dijo: "una panza muy dura", haciendo alusión a la gran capacidad combativa de las tropas de la Wehrmacht). Pero para invadir italia debieron tomar por asalto a Sicilia primero, que sirvió como trampolín para la invasión aliada de Italia. La invasión de Sicilia fue realizada entre el 10 de julio y el 17 de agosto de 1943.

Resumen de la invasión a Italia

La invasión aliada a Italia comenzó en las primeras horas de la mañana del día 3 de septiembre de 1943, cuando el XIII Cuerpo del 8º Ejérctio Británico desembarcó cerca de Calabria. Al principio hubo poca oposición, pero a medida que avanzaban, las fuerzas anglo-canadienses de Montgomery comenzaron a toparse con las primeras unidades alemanas del 15º Regimiento Panzergrenadier, perteneciente a la 29ª División Panzergrenadier. Estos elementos teutónicos pusieron una tenaz resistencia que causó muchas bajas en las filas británicas. La operación militar británica de desembarco en Calabria se la conocía con el nombre código Operación Baytown.

Precedida por inserciones aerotransportadas detrás de líneas enemigas, el 5º Ejército estadounidense lanzó el 9 de septiembre Operación Avalanche que fue la invasión de Salerno. La primera undidad en desembarcar esa mañana fue la 36ª División de Infanteria. Ese sector estaba defendido por la 16ª División Panzer. Apoyados por la artillería de la flota y por la supremacía aérea, los norteamericanos lograron desembarcar y avanzar, pero a un alto precio.

Una vez consolidadas las cabeceras de playa y haber penetrado 7 km en territorio italiano, las unidades del 5º Ejército viraron hacia la izquierda y avanzaron en dirección noroeste. Debido a la falta de superioridad aérea y naval, los alemanes se vieron forzados a retroceder hacia sus posiciones defensivas más al norte. Para el 28 de septiembre de 1943, las fuerzas aliadas habían tomado Nápoles, Acerno, y Avelino. Sin Embargo, fue en la Línea Gustav, en particular Monte Cassino, donde los aliados conocieron la capacidad combativa y audacia de las tropas alemanas.

Durante cinco meses, desde el 17 de enero al 18 de mayo de 1944, unidades de la 1ª División de Paracaidistas alemanes lucharon ferozmente contra más de diez divisiones aliadas del 5º y 8º Ejército, deteniendo el avance aliados. Para evitar la carnicería de la Línea Gustav, las tropas aliadas debieron abrir un nuevo frente en Italia desembarcando más norte de la misma, en Anzio. Después de haber sufrido muchas bajas, tropas norteamericanas del 5º Ejército, bajo el mando del Gral Clark, entraron en Roma el 4 de junio de 1944. Pero el peso de las batallas de Monte Cassino y de Anzio fue llevado por las tropas británicas, quienes tuvieron que enfrentarse a las mejores unidades alemanas: divisiones Panzergrenadier y paracaidistas.

Mapa de la invasión a Italia