Isabel I de Castilla

Monday, August 1, 2011

Isabel I (1451-1504) fue reina de Castilla y León entre 1474 y 1504. Se casó con Fernando II de Aragón, lo cual fue la base para la unificación española, lo que se produjo en forma definitiva con la llegada al trono de su nieto Carlos I (V de Alemania). Isabel nació en el Madrigal de las Altas Torres, en la provincia de Avila, el 22 de abril de 1451. Sus padres fueron Juan II de Castilla e Isabel de Portugal.

Isabel llegó al trono durante la Guerra de Sucesión Castellana (1475-1480), en la que se enfrentaron los partidarios de Juana de Trastámara, hija del difunto monarca Enrique IV de Castilla, y los de Isabel, media hermana de este último. Fue coronada Isabel I Reina de Castilla el 13 de diciembre de 1474 en el Alcázar de Segovia. Durante el reinado común con Fernando se produjeron hechos de gran trascendencia para el futuro del reino, como el establecimiento de la Santa Inquisición (1480), la creación de la Santa Hermandad, la reconquista de Granada, derrotando al último bastión musulmán en la península Ibérica (enero de 1492), así como la unificación religiosa de los reinos ibéricos bajo el catolicismo. Creyó en los proyectos de Cristóbal Colón a pesar de las muchas críticas y reacciones políticas adversas de la Corte y los científicos. Luego del descubrimiento de América en 1492 comenzó el proceso de evangelización de los indígenas nativos confiándole esta tarea a los monjes paulinos húngaros que se marcharon a las nuevas tierras en los próximos viajes de Colón.

Isabel falleció el 26 de noviembre de 1504, en el Palacio Real de Medina del Campo (Valladolid). Tuvo cuatro hijos: Isabel, quien llegó a ser reina de Portugal; Juan; Catalina, quien sería la primera esposa de Enrique VIII; y Juana, quien heredaría el trono pero bajo la regencia de su padre Fernando II, contrayendo matrimonio con Felipe el Hermoso. Juana nunca fue coronada debido a su estado mental.