Acorazados Clase Iowa

Tuesday, December 27, 2011

La Clase Iowa fue una serie de acorazados (buques de guerra) de la Armada de los EEUU, que prestaron servicio entre 1943 y 1992, y que se caracterizaban por sus nueve cañones calibre 406mm y sus 262,5 m de longitud. Los Clase Iowa fueron construidos en los astilleros navales de Nueva York, Filadelfia y Norfolk a pedido de la Marina de los EEUU para ser desplegados como escoltas de portaaviones en las Fuerzas de Tarea que operaban en el teatro de operaciones del Pacífico durante la Segunda Guerra Mundial. Los acorazados Clase Iowa incluían el USS Iowa (BB-61), el USS New Jersey (BB-62), el USS Missouri (BB-63) y el USS Wisconsin (BB-64); la construcción del USS Illionois y Kentucky fueron canceladas una vez finalizado el gran conflicto bélico en el Pacífico. Estos poderosos buques de guerra, de gran autonomía de navegación, fueron utilizados en la Segunda Guerra, la Guerra de Corea, la Guerra de Vietnam y la Guerra del Golfo (1991).

Como su nombre lo indica, los acorazados Clase Iowa estaban protegidos por una fuerte coraza (blindaje) de acero de hasta 310 mm de espesor en los laterales del casco. Para impulsar las 52.000 toneladas de peso, la Clase Iowa utilizaba cuatro turbinas General Electric que producían 212.000 caballos de fuerza y que les posibilitaban alcanzar una velocidad máxima de 35 nudos (65 km por hora) y tener una autonomía de 24.000 km en condiciones óptimas. Su arsenal estaba compuesto de nueve cañones de 406mm Mark7, montados de a tres en tres torretas giratorias ubicadas en la cubierta (dos hacia la proa y una hacia popa); diez pares (20 en total) de cañones calibre 127 mm; ochenta cañones antiaéreo de 40mm Bofors y 49 cañones antiaéreo de 20mm Oerlikon. A principios de la década de 1980, los acorazados Clase Iowa fueron equipados con silos para albergar hasta 32 misiles crucero BGM-109 Tomahawk y 16 misiles anti-buque Harpoon.