Revolución de 1848 (Francia)

Tuesday, March 5, 2013


La Revolución Francesa de 1848 fue un rebelión popular iniciada por burgueses liberales que obligó al rey Luis Felipe I, de Orleans, a abdicar y exiliarse en Inglaterra. La monarquía fue reemplazada por la Segunda República Francesa.

Luis Felipe, de tendencia moderada, había reemplazado en el trono de Francia a Carlos X, quien había sido derrocado también en un alzamiento popular en 1830 por haber abolido la libertad de prensa y disuelto el poder legislativo y otras medidas impopulares. Aunque el nuevo monarca, restauró la libertad de prensa y la legislatura, solo una pequeña minoría elitista tenía el derecho de votar, teniendo como oposición a los royalistas ultraconservadores, por un lado, y a los republicanos y socialistas por el otro. Para principios de 1848, el rey Luis Felipe y su primer ministro François Guizot se habían vuelto dos figuras impopulares, exacervado por la prohibición de las reuniones políticas y las protestas y el alto desempleo y escasez de alimentos debido a las malas cosechas.

Para poder eludir a la prohibición de reuniones políticas, los activistas opositores seguían reuniendose pero con el disfraz de banquetes de campaña de recaudación de fondos de ayuda. Sin embargo, en el febrero de 1848, el rey, a través de su primer ministro, prohibió dichos banquetes, lo que provocó el alzamiento. El pueblo levantó barricadas y se desarrollaron combates en las calles de Paris. Esto provocó primero la renuncia del Guizot, y luego la abdicación del rey Luis Felipe el 24 de febrero. Pero los enfrentamiento continuaron, especialmente luego de que los guardias mataran a 52 parisinos. Finalmente, la oposición liberal organizó un gobierno provisional, el cual creó la Segunda República. El objetivo del nuevo gobierno era establecer el sufragio universal y una ayuda al desempleo. En las elecciones presidenciales de ese año, Luis Napoleón (sobrino del general) fue consagrado presidente en las urnas, gobernando como tal hasta 1852, año en el cual hizo un auto-golpe de estado, anulando la república y estableciendo el Segundo Imperio Francés.