Guerra de los Siete Años (Resumen)

Tuesday, April 22, 2014

La Guerra de los Siete Años fue un conflicto militar del siglo XVIII, en el cual Prusia y Gran Bretaña lucharon contra Austria, Francia y Rusia. Tuvo lugar desde 1756 a 1763, en Europa, América y Asia. El conflicto llegó a su fin con la firma del tratado de Paris en 1763, marcando la ascendencia de Prusia como una gran potencia europea, mientras que Gran Bretaña emergió como una potencia colonial. Francia salió perdedora, ya que debió ceder territorios en América (Canadá, Dominica, Granada y San Vicente).

Causas

Aunque las causas de esta guerra fueron complejas, en resumen se puede decir que fue causada por dos conflictos diferentes: 1) la rivalidad colonial y comercial entre Francia e Inglaterra por un lado; 2) la lucha por la supremacía política-hegemónica entre la casa reinante austríaca de los Habsburgos y la dinastía de los Hohenzollern del creciente reino de Prusia, teniendo como antecedente el conflicto por la Silesia entre estas dos naciones.

Curso de la guerra

Aunque en las primeras batallas Federico II de Prusia salió victorios, fue derrotado por los Austríacos en la batalla de Kolin en junio de 1757, siendo obligado a temporalmente la Bohemia. Luego la lucha entre estas dos potencias se trasladaría a la Silesia y la Sajonia, donde Federico II ganó las batallas de Roschbach, a los franceses, y de Leuthen, a los austríacos, en noviembre y diciembre de 1757 respectivamente. Mientras tanto, los rusos, que se habían aliado con los austríacos, fueron derrotados por los prusianos en la batalla de Zorndorf en 1758. Por su parte, los ingleses derrotaron a los franceses en las batallas de Krefeld y Minden en 1758 y 1759 respectivamente.

Sin embargo, en agosto y noviembre de 1759, Federico II de Prusia sería derrotado por los Austríacos, bajo el mando del conde de Daun, en las dos batallas de Kundersdorf. Pero estas derrotas sería temporal, ya que los prusianos volverían a la victoria, derrotando a los rusos que habían tomado Berlín, obligándolos a emprender la retirada, y luego a los austríacos en la batalla de Torgau en 1760.