Porqué la declaración de independencia tuvo lugar en Tucumán?

Friday, July 25, 2014

Así como la destitución del virrey Cisneros y la instalación de la Primera Junta de Gobierno fueron consequencias directas de los acontecimientos ocurridos en España, la decisión de que el Congreso que declararía la independencia argentina se reuniera en Tucumán, a 1.300 km de distancia del puerto de Buenos Aires, también fue motivado por acontecimientos que tuvieron lugar en Europa. Pero para comprenderlo cabalmente hay que explicar el porqué destituyeron al virrey Baltasar Hidalgo de Cisneros en mayo de 1810, que es el mismo contexto histórico que el de la declaración de nuestra independencia.

Tanto la instalación del primer gobierno patrio como la emancipación definitiva de nuestro país tienen como causas inmediatas a la invasión napoleónica de España, que comenzó en 1808, y la restitución del rey español en su trono en 1813. Cuando Napoleón Bonaparte decid obligar a abdicar el trono de España a Carlos IV y a su sucesor e hijo Fernando VII a principios de 1808, instalando en el mismo a su hermano José Bonaparte, se produjeron levantamientos armados en contra de las tropas francesas invasoras en toda la península, señalando el comienzo de una larga guerra contra los invasores. Sin embargo éstas lograron imponerse, conquistando casi toda la península ibérica; debido a ello, para principios de 1810 se había disuelto la Junta Central de Sevilla, creada en 1808 para gobernar en nombre de Fernando VII, el rey cautivo en Bayona, Francia. Como la autoridad que había nombrado a Baltasar Idalgo de Cisneros, la Junta Central de Sevilla, se había disuelto, y el rey Fernando VII seguía aún en cautiverio, el virrey del Virreinato del Rio de la Plata ya no representaba a ninguna autoridad española. Por lo tanto, esto fue la escusa para los patriotas, reunidos en cabildo abierto, de destituir a Cisneros y reemplazarlo por una junta de gobierno.

Para finales del año 1815, no solamente las tropas anglo-españolas habían logrado liberar a la península ibérica de las tropas francesas de ocupación, haciéndolas retroceder hacia Francia, sino que Napoleón Bonaparte, el Gran General, había sido derrotado en forma definitiva en la batalla de Waterloo de junio de ese año. A ésto le siguió lo que se conoce como el período de restauración, en el cual las monarquías que habían sido destronadas en Europa por Napoleón fueron puestas en el trono nuevamente, entre ellas la borbónica: Luis XVIII asumió como rey de Francia, y Fernando VII de España volvió a ocupar el trono. Esto creó muchas dudas y temores entre los patriotas criollos, ya que temían una gran represalia por parte del rey español con un posible envío de un gran ejército al Rio de la Plata para aplastar los movimientos de emancipación en América del Sur. Esta es la razón fundamental y primordial, por la cual el Cabildo de Buenos Aires y el Director Supremo sustituo, Ignacio Álvarez Thomas, decidieran que fuese Tucumán, un lugar muy distante de un punto de desembarco realista.

La versión de que tal decisión fue por la negativa de los diputados de la provincias de someterse a la influencia porteña no tiene asidero, ya que, con ese argumento, se hubiera elegido a Córdoba, una ciudad más grande y central y, por lo tanto más cercana geográficamente para todos los representantes. Debido a los temores de represalia desde España, los congresales de Tucumán en un principio dudaron y vacilaron en declarar la independencia absoluta de España. Fueron las cartas que envió el General San Martín desde Mendoza que convencieron a los congresales a tomar tal decisión. Como se puede ver, desde nuestros orígenes, los acontecimientos externos influenciaron sensiblemente en nuestra historia.